Así no presidente cameral

0
44

EDITORIAL

Así no señor presidente cameral, que la bravuconería no se imponga por su investidura,profesor Radhamés Camacho, a pesar de ocupar la posición de presidente de la Cámara de Diputados, usted sigue siendo un ciudadano común como lo es cualquier dominicano, y cuidado.

Con esto no se justifica que nadie le falte el respeto a alguien, pero es muy común que a los políticos se les vociferen epítetos negativos, sobre todo cuando se tiene duda de las actuaciones de ellos, pero precisamente cuando se es un hombre del pueblo se requiere de mayor tolerancia, no por que se permita pisotear la dignidad, porque no todos los políticos por más bravos que sean las tienen.

Eso de ejercer el poder en contra de un ciudadano común y corriente mandándole apresar por el simple hecho de disentir en sus quehaceres señor presidente cameral, eso es más que ejercer la violencia y asunto de poder contra un pueblo que de hecho se encuentra indignado porque veinjusticia y la desigualdad de las clases sociales existente, donde un puñado de hombres y mujeres poseen lo que muchos consideran les correspondes.

Solo hay que mirar cómo están los hospitales del país convertidos en almacenes de hombres y mujeres, apiñados y que mueren lenta o rápidamente por la falta de medicamentos para poder palear sus enfermedades, no vaya usted más lejos que al oncológico, para que vea la miseria y la desesperación de un pueblo que clama por mejores atenciones, cuando tienen que marchar a sus respectivas casas sabiendo que no van a mitigar sus enfermedades porque carecen de dinero sin un Estado que responda como por ellos; sólo tiene usted que visitar un asilo de ancianos y mire en sus rostros la tristeza del abandono.

Puede usted también visitar los barrios más pobres para que pueda palpar como se forman los delincuentes de su país y el porqué, señor presidente cameral.

Usted como buen ciudadano dominicano, representante del pueblo y de sus leyes, lo que debe hacer es justificar sus haberes, y así todo el mundo le respetará, porque como diputado debe ser el mejor ejemplo.

No señor Radhamés Camacho, ya en la República Dominicana no estamos bajo el dominio del Dr. Joaquín Balaguer, y mucho menos en la era  de la tiranía trujillista, porque aquí  en este país se sacrificaron nuestros mejores hombres para darnos una democracia, y si no es así que alguien lo desmienta, y que viva la República Dominicana.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here