El encendido discurso político

0
27

 

 

EDITORIAL

 

El discurso encendido de ciertos personajes políticos hacia tal o cual sector de la vida nacional é internacional, ha hecho profundizar el odio contra los más vulnerables, es de ahí que muchos se aprovechan para poner en ejecución la violencia en su diversa modalidad, poniendo en peligro la vida de muchos seres humanos y también de la sociedad en general.

En un país que por desgracia es racista, a pesar de haber sido poblado con la presencia de los inmigrantes que llegaron de suelos lejanos, gran parte de esclavos africanos y otros pobladores europeos que se asentaron en nuestro continente, luego del exterminio racial de los nativos pobladores, llamado indígenas, en sus diversas variantes.

El discurso encendido del presidente de los Estados Unidos de Norte América contra los inmigrantes, sobre todo del área americana, ha enfurecido a muchas personas, que aún sintiendo odios por los que ellos llaman ocupantes territoriales nunca se habían manifestado con tantas crueldad, pero al saber que en Donald Trump, su presidente han encontrado el mejor aliado, al menos de forma verbal, siendo esta la mejor oportunidad para que muchos se manifiesten de la forma que así lo consideren pertinente.

Los constantes pronunciamientos del presidente Trump, ha sido en cierto sentido la piedra angular, que ha servido de punto de partida, encendiendo el odio de muchos ciudadanos nacionales contra los inmigrantes que llegan al territorio del Tío Sam desde otros países.

En la República Dominicana también existe el odio racial, gracias a Dios todavía no se ha dado inicio a una limpieza étnica, como se dio en el pasado reciente en Bosnia Herzegovina, puesta en práctica por los serbios, quienes en su mayoría católicos ortodoxos que quisieron acabar con aquellos de religión musulmana del territorio eslavo, es decir fue una lucha entre religiones, más que política.

En la República Dominicana la mayoría de los inmigrantes proceden de la vecina nación haitiana, sin embargo, dado el desmadre político y económico actualmente existente en otros países de área, como Venezuela por ejemplo, ha hecho crecer la inmigración de manera vertiginosa en los últimos años en todo el territorio nacional.

Es lamentable dicha situación, pues los dominicanos tenemos que aprender a convivir con los extranjeros, sin que esto signifique justificar una migración masiva hacia este país, pero nosotros mismos tenemos varios millones de ciudadanos que actualmente se encuentran como pobladores en otros países, y aunque algunos no se comportan debidamente, pero en su mayoría son bien recibidos.

Hay que dejar de lado los encendidos discursos políticos para así evitar tener que lamentarse, cuando cualquier desjuiciado la emprenda en contra de los pasivos invasores.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here