Mal le salió a Camacho y a cualquier otro de investidura

0
14

EDITORIAL

De acuerdo a lo expuesto por el presidente de la Cámara de Diputados profesor Radhamés Camacho, este fue provocado por un joven en el estadio cuando este se disponía ver un juego de su equipo favorito, al ser vociferado “corrupto” que es lo mismo que ladrón con otra palabra, a lo que él se sintió provocado y le mandó apresar.

Es cierto, quizás el joven Máximo Eladio Romero García, que vociferó corrupto al profesor Camacho le provocó de manera directa o indirectamente, no importa la forma, y este reaccionó de manera airada.

¿Por qué le provocó este joven al presidente cameral?

 

Según Romero García, quien fue víctima del apresamiento, dicho por sus propias palabras, se sintió airado de ver como el presidente cameral exhibía una bonanza no propia para un simple profesor, y optó por provocarle, a lo que surtió su efecto: Camacho se dejó provocar y un exceso de seguridad del play por lucir más que de simpático con el apresamiento del airado joven, lo que hizo fue despertar la ira de un pueblo que de hecho estaba dormido.

Un pueblo enardecido por la injusticia que se cometen en el país, donde cualquiera desde abajo y sin haber pegado un salto de manera repentina se encuentra en lo más alto de la cima da la impresión de que el mismo fue halado por una polea, muy habitual entre muchos servidores públicos.

¿Qué hacer para que un hombre de poder no se deje provocar por un simple ciudadano? Eso: que lo conteste el pueblo, pero a Camacho mal le salió.

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here